El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

  MySpaceFacebookYoutubeFeed RssContacto

 

 

29/09/2012
Judith Mateo en Sala Galileo Galilei (Madrid, 19-9-12)

Noche de rock celta en la capital de la mano de Judith Mateo en la Sala Galileo Galilei, ante un numeroso público y con muchos invitados tanto sobre las tablas, como entre los espectadores, mucho famoseo. En cuanto a lo musical, Judith Mateo nos llamaba con el increíble sonido de su violín unido al resto de la banda, por lo que fue para nosotros un placer asistir a dicho concierto. Es un estilo que en este país no se suele dar, ya que es más común en países como Irlanda, Alemania... ya que forma parte de su cultura, pero nos sorprendió gratamente este sonido en directo.

Cerca de las 21 se abrieron las puertas, y teníamos pensado colocarnos en la parte delantera para hacer fotos y demás, y así fue, pero de forma distinta al resto de conciertos, ya que la Galileo Galilei se caracteriza por ser una sala llena de mesas, sillas y sillones, con lo que cogimos la mesa más cercana al escenario, desde donde pudimos tomar fotos. La sala se iba llenando poco a poco, cogiendo un aspecto realmente bonito.



Eran ya las diez cuando el Mariskal Romero salía al escenario para agradecer, animar, y presentarnos el kit del metal, que teníamos cada uno en nuestra mesa, se trata de una mano con los cuernos de cartulina, y una pequeña bengala. Tras ello nos dejaba con Judith Mateo en el escenario.

Saltaba la banda, y aparecía Judith con un vestido muy llamativo y con su violín con una energía tremenda con su primer tema “Haz Lo Que Te Dé La Gana”. Le siguieron grandes temas muy folkies y muy rápidos como “Lark In The Morning” y “Mientras El Cielo No Se Caiga”, ésta un poco más relajada y con una gran melodía de violín, acompañada por una sólida base rítmica, llevada por David Pedragosa a la guitarra, Ricardo Esteban al bajo, Fernando Ponce de León a los instrumentos de viento (flauta travesera, gaita...), Chuchi Crespo a la batería y Luis Rodríguez a las voces y coros. El concierto se iba caldeando cada vez más poco a poco, y la misma Judith hizo de maestra de ceremonias, mostrándose muy comunicativa con el público, presentándonos la mayoría de los temas, como la siguiente “Raggle”, ¡que temazo! Comienza la flauta dulce de Fernando, contesta Judith con su violín, y luego entra David contestando con la guitarra, puramente instrumental pero con una melodía muy pegadiza. Se sucedieron temas como “The House Of The Rising Sun” y “Dust In The Wind”, versiones popularizadas por The Animals y Kansas, respectivamente, que sonaron perfectas con ese toque personal de Judith y los suyos. En la primera de las anteriores cabe destacar la colaboración de 'Kiskilla', ex teclista de Mago de Oz.



“Devil Is Dead” es un tema muy fiestero, muy alegre y muy movido, “Esos Sueños Que Viví” es más melancólica con sonidos más naturales y con Judith tomando el papel protagonista con solo de violín incluido, o “Weila Waila” tena en un ritmo medio, con esas reminiscencias a Irlanda, fueron otros de los temas que se seguían sucediendo. “De Fiestas” vuelve como no a traernos ese toque fiestero y juerguista.

Hay que destacar la calidad grupal como individual de la banda, ya que llegaba la presentación de los músicos y cada uno nos deleitaba con un pequeño solo, para desembocar en “X-Sto” con la presencia en las tablas a la flauta travesera de quién sino, José Carlos Molina, quien nos demostraba el talento y la magia que transmite sobre el escenario, como suele hacer con su banda, uno de los clásicos de siempre, Ñu. Con “Devil”, Judith nos pedía que nos levantásemos y que nos moviésemos y disfrutásemos de su música como en todo concierto, de pie. “The Irish Washerwoman” nos ponía a todos a saltar y bailar.



“The Bog” y “Drowsy Paddy” cerraron una noche mágica con el mejor rock celta nacional de la mano de Judith Mateo. La manchega consiguió enamorarnos a todos con el sonido tan excelente que sacó de su violín y con esa energía y esa puesta en escena que era muy efusiva, con la banda disfrutando de lo que hace en todo momento, y sonriendo sin parar, saltando y viviendo la música que es de lo que se trata. Todos salimos de la sala con una sonrisa, y esa es la función que debe tener la música, transmitirnos sensaciones, emociones, y sobre todo felicidad. Gracias Judith por hacer de ésta una noche mágica.



Fotos: Oscar Gil Escobar.

 
Autor: Oscar Gil Escobar.
 

 

 

No te olvides de firmar
en mi libro

 

wildan

SYMPHONY BLOG

 

http://www.wikio.es  Añadir a Google! Santuario del Heavy Metal   Añadir a Feedage alertas RSS Santuario del Heavy Metal   Añadir a Mi Yahoo! Santuario del Heavy Metal   Suscribir en Pakeflakes Santuario del Heavy Metal  Suscribir en Bloglines Santuario del Heavy Metal   Vista previa de Feedage: Santuario-del-heavy-metal   Añadir a MSN Santuario del Heavy Metal

| Inicio | Noticias | Conciertos | Festivales | Fotos | Reseñas | Crónicas | Entrevistas | Enlaces | Garitos | Quienes somos |
Esta web esta optimizada para una resolución de 1024*768 navegador Internet Explorer 7 y Mozilla Firefox
Copyright © 2006 | Webmaster : Santuario del Heavy Metal