El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

  MySpaceFacebookYoutubeFeed RssContacto

 

 

01/10/2016
Y&T en Sala But (Madrid, 22-09-16)

Cita con el hard rock clásico de Y&T en una sala But con una grandísima entrada desde una prematura apertura de puertas. Accedimos a la sala poco más tarde de la apertura de puertas, que se dio a las siete y media, y a pesar de tener que esperar más de hora y cuarto para el inicio del concierto, bastante gente guardaba su sitio en las primeras filas de la sala para poder disfrutar lo más cerca posible del combo de San Francisco. Llegaban con el gran Dave Meniketti al frente a la guitarra y voz, John Nymann a la guitarra y coros, Mike Vanderhule a la batería y coros, y el último en llegar a la banda Aaron Leigh al bajo y coros.

Fue a las nueve menos cuarto cuando una sala prácticamente llena en la pista acogía la llegada de Meniketti y los suyos, o lo que es lo mismo, Y&T. “On with the Show” y “Lipstick and Leather” abrían las hostilidades con un sonido que sería realmente bueno, pudiendo distinguir a la perfección todos y cada uno de los instrumentos. Después llegaba la veloz “Don't Stop Runnin'” y “Dirty Girl” con ese ritmo marcado que embauca, pero el primer momento de éxtasis llegaba con el clásico “Mean Streak”, realmente brillante con toda la sala coreando ese famoso estribillo de lo más pegadizo.

Tras ese momento especial, otro momento emotivo con Meniketti dedicando “Down and Dirty” a la figura de Leonard Haze, tristemente fallecido en los últimos meses. “Don't Bring Me Down” aparecía con ese riff principal de la mano de John Nymann que marca la senda hacia otro estribillo de nuevo de locura absoluta en la pista. Dave nos ofrecía varias canciones, decantándonos por una “Winds Of Change” preciosa y sonando como nunca, sin duda uno de los grandes recuerdos que guardaremos de esta noche con John marcando una preciosa melodía y con Meniketti rompiendo su voz con una iluminación perfecta para la ocasión, ambiente único para disfrutar de una banda como esta.


“I'll Keep on Believin' (Do You Know)” y sobre todo la más nueva “Blind Patriot” nos devolvían las revoluciones altas, preparándonos para la llegada de “Black Tiger”, otro cañonazo clásico imprescindible en una noche así. “Midnight in Tokyo” es otra de las canciones más bonitas escritas por este grupo, con unas melodías de guitarra dobladas de John y Dave que hacían las delicias del respetable. “Take You to the Limit” o la pegadiza “Hang 'em High” no nos soltaban y nos mantenían alerta para otro hit más como “I Believe in You” con Meniketti brillando con luz propia tanto vocalmente como con su guitarra, haciéndola hablar como pocos. “Contagious” nos traía el solo de batería de Mike, de lo más entretenido, sin grandes alardes y sin abusar, pero de lo más rítmico y acertado para devolvernos al resto de la banda.

De la etapa más melódica de la banda llega “Summertime Girls”, gran aportación al set, al igual que otra genial como “Rescue Me” y ese estribillo cargado de energía y que fue coreado con fuerza por todo el público presente puño en alto. “I'm Coming Home” nos devuelve al material más nuevo de la banda, pieza cargada de calidad y con ciertas influencias de cierta canción que se guardaba como último cartucho el combo norteamericano esta noche.


Así se despedían momentáneamente para volver con dos bises para cerrar definitivamente su actuación. Adenalina pura es “Open Fire” con ese ritmo vertiginoso que nos conduce a un final inevitable con “Forever”, clásico entre clásico, éxito entre éxitos, volvió a ser la canción de la noche, simplemente perfecta, inmejorable, con un Meniketti subiéndose por las paredes con su inseparable Gibson dejándonos boquiabiertos en todo momento.

Y hasta aquí un pedazo de concierto de una banda con muchos años de historia a sus espaldas y que aun así son capaces de hacernos vibrar durante más de dos horas con un set plagado de clásicos y de otras menos conocidas pero no exentas de calidad ni mucho menos. Pura entrega sobre el escenario, podrían aprender muchas bandas de nuevas oleadas que no llegan en ocasiones ni a la hora y cuarto en sus conciertos. Bandas como Y&T se dedican a los fans, si tienen que salir antes para poder tocar más tiempo lo hacen, y así es como se llena una sala como la But, con actitud a raudales, una calidad innegable y un maestro de ceremonias único. Como se dice ya de forma habitual y para cerrar esta crónica, ¡Meniketti presidente!

 
Autor: Óscar Gil Escobar.
 

 

 

No te olvides de firmar
en mi libro

 

wildan

SYMPHONY BLOG

 

http://www.wikio.es  Añadir a Google! Santuario del Heavy Metal   Añadir a Feedage alertas RSS Santuario del Heavy Metal   Añadir a Mi Yahoo! Santuario del Heavy Metal   Suscribir en Pakeflakes Santuario del Heavy Metal  Suscribir en Bloglines Santuario del Heavy Metal   Vista previa de Feedage: Santuario-del-heavy-metal   Añadir a MSN Santuario del Heavy Metal

| Inicio | Noticias | Conciertos | Festivales | Fotos | Reseñas | Crónicas | Entrevistas | Enlaces | Garitos | Quienes somos |
Esta web esta optimizada para una resolución de 1024*768 navegador Internet Explorer 7 y Mozilla Firefox
Copyright © 2006 | Webmaster : Santuario del Heavy Metal